extreme hardcore lesbian.www.vjav2.com

Be my guest…

by Magda Muñoz
702 views
Be my guest…
  • ¿Sabes? Ya nos habíamos conocido antes.
  • ¿Cómo lo sabes?
  • Es fácil darse cuenta… ¿te ahorro el papeleo o eres fanático de la burocracia?
  • No, por favor… be my guest.
  • Pues…

Un día nos conocimos tomando un café. No sé por qué estabas ahí, creo que había sido porque el día anterior te habías quedado trabajando o algo así, ah, no, es cierto, estabas ahí porque te quedaste viendo una serie hasta tarde. En cambio, yo había salido con unas amigas y tenía una reunión que creía importante, quería tener toda la atención posible para recordarlo todo y así después, hacer bien mi trabajo. Creo que pedí un caramel macchiato o algo así y me senté cerca de ti. Tú hablabas por teléfono con alguien y discutías sobre lo que iban a hacer durante ese fin de semana, pero la conversación no salió bien y quedaste muy disconforme. Así que me miraste y fue la primera vez que me viste. Quizás ya nos habíamos cruzado un sin fin de veces antes, pero ese día, me miraste y yo estaba ahí. Así que te acercaste. Después de eso el tiempo voló y meses después ya estábamos saliendo.

Honestamente, pensé que nos aburriríamos más rápido, pero me presentaste a tu familia y te conté de la mía, luego, los conociste. Tuvimos viajes, salidas, solos, con amigos, familia, discusiones infinitas que acababan en risas, mucho de todo eso que nos encantaba, noches de exploración y cocinar juntos. Vimos un montón de películas, de las que te gustaban y de las que me gustaban, muchas también de las que nos gustaban a ambos. Esos puntos de encuentro que hicieron que todo funcionara, a pesar de nuestras múltiples y fascinantes diferencias.

Entonces conocimos a los extraños, esos que se colaron en nuestras vidas, que nos fueron haciendo que nos distanciáramos mil millas de viajes submarinos; queríamos tener dos hijas, que se parecieran a otras personas, en cambio, tuvimos un gato y un perro que nos adoraban. Salíamos a pasear cada tarde, hablábamos sin parar de todo, arreglábamos y desarmábamos el mundo, luego se nos olvidaba todo y dormíamos uno al lado del otro, cerca, muy cerca y cerca, muy lejos.

Un día nos miramos y no nos vimos, el tiempo comenzó a transcurrir así, acostumbrados a las rutinas, seguimos juntos y creíamos que eso era un amor maduro, respetuoso, leal y confiamos en que podríamos llegar a alguna parte. Pero no llegamos a ningún lugar, solo nos quedamos ahí, más tiempo del que habríamos imaginado. Tiempo después nos dimos cuenta que era el momento de cerrar el capítulo, llegar al final del relato y descubrir la naturaleza de nuestra historia. Ese fue el final de todo y no volvimos a vernos más…

  • ¿Es así como cuentas nuestra historia?
  • De qué otra forma podría?
  • Bueno, de muchas maneras diversas…
  • No, eso fue todo.
  • Así que esta es nuestra primera cita y ya conocemos toda la historia… incluso el final.. también es nuestra última cita?
  • Creo que sí.
  • Pues debes saber algo importante…
  • Ok… be my guest!
  • Yo envejecí, sabes?

Conocí a muchas personas, viajé, obtuve ascensos laborales, ahorré y me compré un auto. Fui a visitar a mi familia, estuve en el bautizo de mi sobrino, llevé a mi mejor amigo a su despedida de soltero, vendado, como corresponde, aunque no hicimos nada interesante. Él se emborrachó antes de que saliéramos del local. Fui a su boda, bailé, me embriagué y pensé en ti. Estoy cien por ciento seguro, que fuiste el amor de mi vida. Sé que piensas que esa persona es la que se queda contigo hasta el final y solo así sabes que lo era. Pero lo supe en el momento en que te vi, ojalá hubiéramos tenido esas dos hijas, junto con el gato y el perro, la casa que imaginé que vería crecer a mi familia, soy un sentimental, eso era parte de mi sueño, más que del tuyo seguramente.

No soy tan bueno para contar estas cosas, así que, creo que eso es todo lo que recuerdo. Creo que ha sido un buen lugar para conocernos, aunque esta sea nuestra primera y última conversación, después de todo, ambos ya tuvimos una vida juntos y se terminó en el momento preciso, antes de echarlo todo a perder.

  • Y, ¿esta es la forma en la que contarás nuestra historia?
  • No, esta es la forma en la que la recordaré.
  • Creo que ya me iré a casa… ha sido entretenido inventar todo esto junto a ti…
  • Sí, lo ha sido, aunque…
  • No digas más. Que tengas buena vida… y gracias por la conversación.
  • Ehm… podríamos vernos una segunda vez.
  • No, ya sabemos el final de toda la historia. No es necesario.
  • No… no lo es
  • ¿Viste?
  • Sí, descansa y suerte mañana…
  • Gracias, para ti también!

Y eso fue todo. No hubo más.

  • Hola!
  • Hola! Qué tal?
  • Bien, bastante bien…
  • Sabes?
  • Dime?
  • Ya nos habíamos conocido antes.
  • En serio?
  • ¿Quieres que te cuente?
  • Dale…

You may also like

Leave a Comment

www.girlsway.world slave vibed in suspension and squirts.